Memoria de la buena

Polonia. Día del Recuerdo de los Soldados Condenados
¿A qué viene este cartel polaco en Voluntad? A que ayer, primero de marzo, celebraba Polonia el Día del Recuerdo de los Soldados Condenados. Lo cuenta la agencia FARO:

Varsovia, 1 marzo 2012, jueves de la primera semana de Cuaresma; (en España) conmemoración de San Rosendo, obispo y confesor. La guerra en Polonia no terminó en 1944, como sostuvo la versión soviética, sino en 1963. Durante veinte años la resistencia clandestina continuó enfrentándose al ocupante de Yalta. Cien mil soldados de diversas unidades y formaciones de la resistencia cayeron durante ese período. El último fue el Sargento Franczak «Lalek» quien fue ametrallado en un operativo de la UB por unos cien milicianos comunistas, en 1963. La nación polaca los recuerda desde el año pasado los primeros de marzo.

¿Y a qué viene que Voluntad se fije en esa conmemoración? Dejemos aparte el misterio, al que en su día aludimos, de que en 2009 no se estrenase en Gijón la película de Andrzej Wajda Katyn, a pesar del éxito de público que alcanzó allí donde se exhibió en salas comerciales. También tiene relevancia local porque aquellos milicianos comunistas y aquel nuevo ejército socialista al servicio de la Unión Soviética, dedicados durante décadas al aplastamiento del pueblo polaco, procedían directamente de las Brigadas Internacionales, reclutadas por la Internacional comunista para aplastar al pueblo español. Brigadas Internacionales cuyo papel en el frente durante la Guerra de 1936-1939 resultó entre discreto y ridículo; pero que en cambio destacaron en amotinamientos y en labores de represión, persecución y violación generalizada de todo eso que los sectarios e ignaros llaman «derechos humanos».

Pues bien: como también hemos señalado en Voluntad, cuando hace cinco años el Parlamento polaco retiró los privilegios a los supervivientes de aquellas hordas de bolcheviques, el parasitario e inútil Senado español aprobó unánimemente una moción en favor de los asesinos rojos. Sí, también los senadores del Partido Popular. Sí, también la senadora y portavoz del PP en el Ayuntamiento de Gijón, la zamorana Pilar Fernández Pardo. Quien incluso dijo alguna cosa sobre el asunto, con la vastísima (y bastísima) ignorancia que la caracteriza.

Y muchos meses después de que el PSOE/IU perdiera, según dicen, la alcaldía de Gijón, nuestra hipertrofiada villa sigue teniendo en su callejero una «Plaza de las Brigadas Internacionales». Claro que la Alcaldesa de Foro-FAC, Carmen Moriyón Entrialgo, se estrenó cantando las alabanzas del genocida comunista Santiago Carrillo Solares, al tiempo que confirmaba su nombramiento de «hijo predilecto» de este desgraciado Gijón.

La famosa izquierda plural, responsable principal del saqueo, el desmantelamiento, la corrupción y la recesión que sufrimos, no se limita a las siglas PSOE/IU/etc. Abarca plenamente las de PP/FAC. Y unas cuantas más.

¡Viva Polonia!

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo 02.- Gijón, 05.- España, Justicia social, Política local

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s