Comadrar en Carnaval…

 

El tradicional “Jueves de Comadres” ha venido degenerando año tras año

Del primitivo concepto, en que se juntaban las comadres de una familia (según el DRAE, en su segunda y tercera acepción, madrina de bautizo de una criatura respecto del padre, o la madre, o el padrino de esta y/o madre de una criatura respecto del padrino o madrina de esta) a merendar, sin compañía masculina, bollos preñaos, tortilla y lo que terciara, que para las cosas del yantar, en esta tierra, no nos andamos con remilgos, acompañados de una botella de sidra o dos, o las que fueran menester, que para esto tampoco nos cortamos demasiado, se ha pasado al desmadre más absoluto.

La fiesta, en Gijón, la mantuvieron las cigarreras de la fábrica de tabacos, aunque no fuesen todas necesariamente comadres; que conservaron, durante años, el primitivo sabor de la fiesta, reuniéndose este jueves en grupos para ir a merendar sin el “maromu” al lado. Esto no quiere decir que, en muchas casas particulares, las comadres no se reunieran para merendar ese día.

De un tiempo a esta parte, el Jueves de Comadres ha devenido en un sinfín de comportamientos ridículos y patéticos, en la mayoría de los casos, por parte de un sector de la población femenina de esta villa, y de alguna otra localidad que también se apunta al desmadre, que ha arruinado el primigenio sentido de la fiesta. Se ha pasado de una merienda, con un menú tradicional, a una cena que, en la mayor parte de España sería ofrecida en un banquete de bodas. Esto sería, hasta cierto punto, aceptable porque, como ya dijimos antes, en las cosas del comer y del beber no nos andamos con especiales escrúpulos… (pero luego que no lloren el resto del año con lo de los kilos y las tallas).

Otro de los aspectos patéticos que han contribuido a la degeneración de la fiesta de comadres es la proliferación de espectáculos de dudoso gusto, consistentes en que un individuo se quita la ropa poco a poco, al supuesto ritmo de una supuesta música, mientras un grupo de supuestas damas se dedican a gritar, en el mejor de los casos, una serie de lindezas que harían sonrojarse al más duro de los marinos. La justificación mas absurda a estos espectáculos es que los hombres también lo hacen… está visto que ha triunfado la perniciosa costumbre de igualarse por lo bajo, imitando los comportamientos mas vergonzosos de la parte masculina de la sociedad. Y esto último dando por cierta esa premisa de que los hombres también lo hacen… cosa discutida y discutible. Por cierto, si es usted hombre, no se le ocurra salir ese día a tomar nada; será mirado como si hubieran visto un marciano… parece que ellas sólo pudieran salir un día al año, como si no salieran los otros 364 días del año, o 365, si es bisiesto.

Pero, con todo, lo mas ofensivo para el sentido común, que, como todos nuestros lectores sabrán, es el menos común de los sentidos, es la aparición anual de la autoproclamada Tertulia Feminista “Les Comadres”. Esta tertulia, como guardiana de la quintaesencia del feminismo local, se erige en protagonista al conceder los premios comadre y felpeyu de oro a los comportamientos que, según ella, hayan ido en beneficio o perjuicio de la mujer.

Podríamos discutir, largo y tendido, sobre los méritos y deméritos de los receptores de estos, por llamarlos de alguna manera, premios, a los largo de sus sucesivas ediciones. Pero centrémonos en los “premiados” de este año. Según nos informan los periódicos locales, La Nueva España de Gijón y El Comercio, los acreedores a los galardones son: la Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (ACAI), en la categoría de Comadre de Oro, y la Asociación de Mujeres Juristas Themis, como Comadre de Oro Especial; y el magistrado D. José Luis Sierra Fernández, titular del Juzgado Nº 47 de los de Primera Instancia de Madrid, en la categoría de Felpeyu de Oro, y D. José Luis Requero Ibáñez, vocal del Consejo General del Poder Judicial, como Felpeyu de Oro Especial.

«Les Comadres» distingue a las clínicas de abortos con la «Comadre de oro»

El juez José Luis Sierra, que hizo declarar a las mujeres, se gana el «Felpeyu» del colectivo feminista

Alejandro ROZADA

La Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (Acai) ha sido elegida «Comadre de oro» 2008, que se entregará el próximo jueves, por la tertulia feminista «Les Comadres». El juez José Luis Sierra Fernández fue nombrado «Felpeyu».

Tras examinar muchas propuestas y valorar los méritos contraídos por las diversas candidaturas para el galardón, se decidió que la «Comadre de oro» sea Acai. El motivo de la elección, según las integrantes de la tertulia feminista, es «mantener una solución a las mujeres que no encontraron respuesta a su problema en la sanidad pública».

El titular del Juzgado número 47 de Madrid José Luis Sierra Fernández se lleva el «Felpeyu». El jurado ha denunciado «su exceso de celo y abuso de poder para sembrar el terror entre las mujeres que ejercieron el derecho al aborto». El galardón de «Comadre de oro» especial recae en la Asociación de Mujeres Juristas «Themis», presidida por Altamira González, y el «Babayu» se lo lleva el magistrado José Luis Requero. «Les Comadres» celebrará su gran cita en un llagar de Castiello el próximo jueves, día 31, antes del arranque del Antroxu gijonés.

http://www.lne.es/secciones/noticia.jsp?pRef=1891_35_600070__Gijon-Comadres-distingue-clinicas-abortos-Comadre.html

La asociación de las clínicas especializadas en abortos logra el premio Comadre de Oro

El Felpeyu recae en el magistrado madrileño que investiga a los centros donde se practica la interrupción voluntaria del embarazo

25.01.08 – CHELO TUYA

El aborto como línea argumental. La Tertulia Feminista Les Comadres dejó clara ayer su postura relativa a la interrupción voluntaria del embarazo. Sus tradicionales premios y castigos que, cada año, en la noche mágica de Comadres entregan en un llagar gijonés, han recaído en la presente edición en las clínicas especializadas en practicar abortos, la cara de la moneda, y en el juez madrileño que ha enjuiciado a varios de estos centros, la cruz.

Según el fallo, emitido pasadas las diez de la noche, la Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (ACAI), es la Comadre de Oro 2008 «por haber mantenido durante todos estos años una vía de solución a tantas mujeres que, en momentos críticos y duros, no han encontrado en la sanidad pública respuesta a su problema». Esa respuesta del Ministerio de Sanidad, recuerdan las integrantes de la Tertulia Feminista, «la seguimos esperando», porque, aseguran, hoy en día «personal y pacientes de estas clínicas están soportando persecuciones exacerbadas ».

Y en esa línea de persecución se fundamenta el no menos tradicional antipremio que otorgan las feministas asturianas, el Felpeyu 2008, que ha recaído en el magistrado madrileño José Luis Sierra Fernández, titular del juzgado número 47 de la capital. A él, impulsor de la causa abierta contra varias clínicas abortistas, acusadas de practicar supuestas interrupciones ilegales (fuera de plazo), le achacan las tertulianas «exceso de celo y abuso de poder con el único propósito de sembrar el terror entre las mujeres que han ejercido su derecho al aborto».

Sin sorpresas

A pesar de lo muy disputado que fue (las sucesivas votaciones retrasaron ostensiblemente el horario previsto), el fallo no fue sorprendente, ya que la propia presidenta, Begoña Piñero, adelantaba a EL COMERCIO la pasada semana que «en esta ocasión cobran protagonismo los jueces y las organizaciones que, en los últimos meses, han realizado una cruzada para desmantelar las clínicas abortivas».

Sí lo fue, sin embargo, el hecho de que viejas conocidas, como la actriz Lola Herrero, no lograra, ni tan siquiera, el título de Comadre de Oro especial, que, como en su homólogo de 2008, tampoco recayó en ninguna persona física, sino en la Asociación de Mujeres Juristas Themis, «por sus veinte años en defensa de los derechos de las mujeres y su colaboración en la elaboración de la Ley Integral contra la Violencia de Género». Como ocurriera con el aborto, el antipremio especial, el Babayu, también compartió argumento con el galardón, ya que, entre candidatos tan mediáticos como Antonio Rouco Varela, arzobispo de Madrid, o la serie ‘Escenas de matrimonio’, ha sido concedido a José Luis Requero Ibáñez, vocal del Consejo General del Poder Judicial, por mantener que ley impulsada por Themis, «es una concesión del Gobierno al feminismo radical». Ni él ni su colega Sierra están invitados el jueves.

http://www.elcomerciodigital.com/gijon/20080125/gijon/asociacion-clinicas-especializadas-abortos-20080125.html

Viendo los méritos y deméritos alegados por las tertulianas para la concesión de los premios, nos hacemos unas preguntas que, obviamente, serán retóricas puesto que nadie nos las va a contestar. ¿Es motivo de premio el ser investigado por la presunta comisión de un delito? ¿Es motivo, en este caso negativo, de premio el investigar la comisión de un delito? Vea el sufrido lector que, desde este cuaderno de bitácora no prejuzgamos a nadie. Desde el punto de vista moral, condenamos y condenaremos, siempre, el aborto en cualquiera de los supuestos, ya sean estos legales, ilegales o paralegales; pero, desde el punto de vista jurídico, se nos plantean serias dudas a las argumentaciones de las tertulianas: el juez no investiga a las clínicas por practicar abortos dentro de los tres supuestos que contempla la ley, sino, por el contrario, por hacerlos fuera de esos supuestos, acogiéndose a la laxitud con que está redactado el tercer supuesto. ¿Es eso un mérito para premiar o un demérito para castigar? En nuestra opinión, no hay mérito o demérito por parte alguna; porque sería como premiar a ladrón por robar en una casa (es un delito, sean cuales sean las justificaciones del ladrón) o castigar a un bombero por apagar un incendio (es su trabajo). En todo caso, los méritos y deméritos serían al revés de los expuestos por las tertulianas: el mérito sería él del magistrado que, cumpliendo con su obligación, ha investigado la comisión de un delito y el demérito sería él de la asociación de clínicas abortistas que, supuestamente, siempre supuestamente, han cometido el delito.

Nos preguntamos si la Ilustrísima Sra. Alcaldesa del Ayuntamiento de Gijón, jurista de reconocido prestigio (tómese, esto último, con “animus iocandi”), está de acuerdo con la argumentación dada por sus contertulias y participará en la espicha del Lagar Cortina haciéndose cómplice de este desafuero jurídico y contribuirá al linchamiento de su compañero de carrera universitaria o por, el contrario, expresará su respeto a la Justicia y bla, bla, bla… no olvidemos que estamos en vísperas de campaña electoral.

Por otro lado, da gusto ver que, en esta villa, se considera un demérito expresar la opinión propia. Sobre todo si eres hombre y vocal del Consejo General del Poder Judicial. El desacuerdo con la Ley Integral contra la Violencia de Género, impulsada por el colectivo que preside Dña. Altamira González, lo ha manifestado multitud de personas, sin distinción de sexo, que no de género. Quizás hubiera sido mas práctico modificar y adecuar una ley que, si bien es un poco más antigua, pero poco, sí cumpliría perfectamente la misión de prevenir y castigar, no ya la “violencia de género”, sino el maltrato, físico y psíquico, provenga de donde provenga y sea quien sea la víctima del mismo… ¿saben cómo se llama esa ley?: Código Penal. pero, claro, eso no da titulares ni permite hacer demagogia, más o menos, barata.

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo 02.- Gijón, 03.- Comarca, Política local

2 Respuestas a “Comadrar en Carnaval…

  1. Carolus

    Es triste que una fiesta tradicional como la de Les Comadres pierda su sentido original y se vea sustituida por algo tan chabacano y soez.
    Es triste que exista en Gijón una autoproclamada Tertulia Feminista que promueve el odio contra los que ni pensamos ni actuamos como esas tertulianas quieren.
    Es triste que el Ayuntamiento de Gijón, con el dinero de todos los gijoneses, apoye económicamente a esa Tertulia, a la que, ¡oh casualidad!, pertenecen destacadas militantes socialistas y comunistas, mientras que importantes obras de caridad de la Iglesia son minusvaloradas y el frentepopulismo local las trata con gran cicatería.
    Es muy triste que esta Tertulia conceda su premio anual a las clínicas abortistas, cuyo negocio consiste en cobrar por asesinar a niños.
    Debido a este infame premio recibido, La Nueva España de Gijón del domingo 27 de enero entrevista a dos abortistas que viven de asesinar a niños ajenos (desconozco si también a los propios), apareciendo con total normalidad como si se dedicaran a cualquier profesión honesta. La entrevista es larga y revela el vacío moral más absoluto propio del pensamiento “progresista” y “moderno”.
    Toda la entrevista produce, para cualquier persona con sentimientos humanos, una mezcla de pena, indignación, dolor, tristeza…, pero el punto más inhumano aparece en una de las contestaciones donde se dice: “¿hay algo más horrible que tener un hijo no deseado?”. La respuesta es clara: Sí, haya algo mucho más horrible, asesinarlo.
    El único momento consolador de la siniestra entrevista se produce cuando las abortistas atacan a la Iglesia Católica por ser la única que se opone a sus crímenes “legales”.
    Se acerca la Cuaresma, tiempo de oración, ayuno y conversión. No nos olvidemos en nuestras oraciones de los niños asesinados para que Dios los acoja; ni de las personas que los asesinan, para que se arrepientan, se conviertan y vuelvan a la Cultura de la Vida de la que hablaba el buen Papa Juan Pablo II.

  2. Yo

    Con vuestro permiso, he vinculado a mi blog este post, para difundir un poco por estas tierras qué es el jueves de comadres (mejor dicho, qué era, y qué resulta ser hoy).

    Saludos y felicidades por el blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s