En tiempos de las bárbaras naciones…

… colgaban de una cruz a los ladrones.
Y ahora, en pleno siglo de las luces,
del pecho del ladrón cuelgan las cruces.

Tienen ya años los versos; más que los años que hace que desapareció el Ateneo Obrero de Gijón, más incluso que los años que hace que se fundara la desaparecida institución.

Viene esto a cuento porque la prensa de hoy (por ejemplo La Nueva España o El Comercio) da cuenta de que el pleno del Ayuntamiento de Gijón se dispone a otorgar la medalla de oro de la villa (ellos dicen «ciudad») al «Ateneo Obrero, coincidiendo con su 125.º aniversario».

Veamos. El Ateneo Obrero de Gijón desapareció definitivamente en 1937. La asociación que ahora usa ese nombre se montó, con dinero de los contribuyentes, más de cuarenta años después, por capricho de Daniel Palacio, difunto marido de la ahora alcaldesa. El farmacéutico Palacio, de verdadera profesión sus fincas y sus ocurrencias, fue variando de color político a medida que sus luces se lo indicaban. Con cierto retraso, vaya. Así, de exaltado nazifascista y riguroso falangista devino en socialcomunista, tras otros devaneos (entre ellos dos intentos de hacerse carlista, lo que no consiguió porque en la Comunión Tradicionalista le rechazaron). Cuando el Ayuntamiento ya estaba en poder del PSOE, éste utilizó los impuestos de los gijoneses para montar el nuevo Ateneo Obrero. Entre otras muchas diferencias con el original, no había ningún obrero entre los promotores del nuevo. Pero sí había una irresistible vocación al parasitismo social, como muestran las subvenciones de que ha seguido gozando, tras su instalación «gratis total».

El Ayuntamiento, en su estrategia mixtificadora, da también merecidas medallas de plata a «Los Xustos», «Aires de Asturias», la agrupación «Pelayo» de Buenos Aires, el grupo «Jovellanos», la Hermandad de Donantes de Sangre y al grupo de montaña Torrecerredo. En realidad ofende a estas entidades, dando la de oro a una cara fantasía sectaria como el nuevo «Ateneo Obrero». Y ofenden ambos a dos –el contubernio municipal PPSOE/IU/BA y el neoAteneo Obrero– la inteligencia y la memoria de los gijoneses celebrando ese 125º aniversario, tan verdadero como el cristianismo según José María Díez-Alegría o las historias navideñas de Carmen Rúa.

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo 02.- Gijón, Política local

Una respuesta a “En tiempos de las bárbaras naciones…

  1. En La Nueva España de hoy:

    El PP desvela que el gobierno local rechazó dar a los Bomberos una medalla de la villa

    Pilar Fernández Pardo explica en una carta a los funcionarios que su grupo les considera merecedores «de una distinción injustamente denegada»

    R. VALLE

    El Partido Popular ha desvelado que el equipo de gobierno municipal, que integra a los responsables del PSOE e Izquierda Unida, frenó la concesión de una medalla de plata de la ciudad al Cuerpo de Bomberos. El PP había presentado esta candidatura en el debate abierto hace unas semanas para elegir a las personas e instituciones que recibirán los honores y distinciones del Ayuntamiento en el año 2006. La elección final se completó en un Pleno extraordinario celebrado el pasado mes de diciembre. La entrega de las medallas se hará en coincidencia con la festividad de San Pedro como patrón de la ciudad. La decisión final de la Corporación fue reconocer al empresario Ramón Álvarez Viña como hijo adoptivo de Gijón, dar la medalla de oro de la villa al Ateneo Obrero de Gijón y medallas de plata al «Conjunto Pelayo» de Buenos Aires, la Agrupación Folclórica Asturiana «Los Xustos», la asociación «Coros y Danzas Jovellanos», el grupo folclórico «Aires de Asturias», la Hermandad de Donantes de Sangre de Gijón y la Agrupación Montañera Astur Torrecerredo.

    Pasado un tiempo, para evitar ensombrecer el Pleno o crear polémicas con el resto de los seleccionados, el Partido Popular ha decidido hacer pública esa situación. Pilar Fernández Pardo, portavoz del grupo municipal, firma una carta abierta a los miembros del Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento en la que explica la defensa que el PP hizo del reconocimiento a los Bomberos, como institución centenaria de la ciudad, y la decisión contraria del gobierno local. La carta ha sido enviada a la sede de los Bomberos en Roces con la solicitud de que fuera colocada en el tablón de anuncios del parque.

    Según fuentes del Partido Popular, el argumento central del gobierno que lidera Paz Fernández Felgueroso para rechazar dar la medalla de plata al Cuerpo de Bomberos de la ciudad era que se trataba de un servicio municipal. El PP no coincide en esta reflexión al recordar que tanto Alfredo Villa como Mariano López Santiago, ambos por su labor como secretarios del Ayuntamiento de Gijón, han sido reconocidos con una medalla de la villa. Para los populares y algunos bomberos estas reticencias pueden vincularse más a los pasados enfrentamientos profesionales entre el colectivo de bomberos y el gobierno municipal de la ciudad liderado por los socialistas.

    «Los miembros del grupo municipal seguimos considerando al Cuerpo de Bomberos de Gijón merecedor de la distinción que injustamente le ha sido denegada», sentencia Pilar Fernández Pardo al final de una misiva en la que recuerda que «desde sus primeras actuaciones realizadas en 1890 hasta los más de dos mil servicios al año que presta actualmente, era plenamente merecedor de una distinción municipal».

    Nótese que Fernández Pardo considera bien otorgadas todas las restantes medallas. La particular omertà de los políticos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s